Un nuevo chip de Intel impulsará la investigación del qubit de espín de silicio para la computación cuántica

113

Intel ha anunciado hoy el lanzamiento de su chip de cuántica más reciente, Tunnel Falls, un chip de silicio de 12 qubits que la compañía pone a disposición de la comunidad de investigación cuántica. Además, la compañía está colaborando con el Laboratorio de Ciencias Físicas (LPS) de la Universidad de Maryland y el College Park's Qubit Collaboratory (LQC) para avanzar en la investigación de la .

 

«Tunnel Falls» es el chip de qubit de espín de silicio más avanzado de Intel hasta la fecha y aprovecha las décadas de experiencia de la empresa en diseño y fabricación de este tipo de transistores. El lanzamiento del nuevo chip es el siguiente paso en la estrategia de Intel para construir un sistema de computación cuántica comercial completo. Aunque todavía quedan cuestiones y retos fundamentales por resolver en el camino hacia un ordenador cuántico tolerante a fallos, la comunidad académica puede ahora explorar esta tecnología y acelerar el desarrollo de la investigación”.
Jim Clarke, director of Quantum Hardware de Intel

 

Por qué es importante: Actualmente, las instituciones académicas no disponen de equipos de fabricación de gran volumen como Intel. Con Tunnel Falls, los investigadores pueden empezar a trabajar inmediatamente en sus proyectos, en lugar de intentar fabricar sus propios dispositivos. Como resultado, se hace posible una gama más amplia de experimentos, incluyendo aprender más sobre los fundamentos de los qubits y los puntos cuánticos y desarrollar nuevas técnicas para trabajar con dispositivos con múltiples qubits.

 

Para ello, Intel colabora con LQC como parte del Qubits for Computing Foundry (QCF) a través de la Oficina de Investigación del Ejército de EE.UU. para proporcionar el nuevo chip cuántico de Intel a los laboratorios de investigación. La colaboración con LQC ayudará a democratizar los qubits de espín de silicio permitiendo a los investigadores adquirir experiencia práctica trabajando con matrices a escala de estos qubits. La iniciativa pretende reforzar el desarrollo de la mano de obra, abrir las puertas a nuevas investigaciones cuánticas y hacer crecer el ecosistema en general.

 

Los primeros laboratorios cuánticos que participarán en el programa son LPS, Sandia National Laboratories, la Universidad de Rochester y la Universidad de Wisconsin-Madison. El LQC trabajará junto con Intel para poner Tunnel Falls a disposición de otras universidades y laboratorios de investigación. La información obtenida de estos experimentos se compartirá con la comunidad para hacer avanzar la investigación cuántica y ayudar a Intel a mejorar el rendimiento y la escalabilidad de los qubits.

 

«El LPS Qubit Collaboratory, en asociación con la Oficina de Investigación del Ejército, pretende abordar los difíciles retos a los que se enfrenta el desarrollo de qubits y desarrollar la próxima generación de científicos que crearán los qubits del mañana», declaró Charles Tahan, jefe de Ciencia de la Información Cuántica del LPS. «La participación de Intel es un hito importante para democratizar la exploración de qubits de espín y su promesa para el procesamiento de información cuántica y ejemplifica la misión de LQC de reunir a la , la academia, los laboratorios nacionales y el gobierno», asegura Tahan.

 

«Sandia National Laboratories está encantada de ser receptora del chip Tunnel Falls. El dispositivo es una flexible que permite a los investigadores cuánticos de Sandia comparar directamente diferentes codificaciones de qubits y desarrollar nuevos modos de funcionamiento de estos, lo que no nos era posible anteriormente», declaró el Dr. Dwight Luhman, miembro distinguido del personal técnico de Sandia National Laboratories. «Este nivel de sofisticación nos permite innovar en operaciones y algoritmos cuánticos novedosos en el régimen multi-qubit y acelerar nuestro ritmo de aprendizaje en sistemas cuánticos basados en silicio. La fiabilidad prevista de Tunnel Falls también permitirá a Sandia incorporar y formar rápidamente a nuevo personal que trabaje en tecnologías de qubits de silicio», afirma Dwight.

 

Mark A. Eriksson, jefe de departamento y catedrático de Física John Bardeen del Departamento de Física de la Universidad de Wisconsin-Madison, declaró: «Los investigadores de la UW-Madison, con dos décadas de inversión en el desarrollo de qubits de silicio, están muy ilusionados por colaborar en el lanzamiento del LQC. La oportunidad de que los estudiantes trabajen con dispositivos industriales, que se benefician de la experiencia y la infraestructura microelectrónica de Intel, abre importantes oportunidades tanto para los avances técnicos como para la educación y el desarrollo de la mano de obra”.